La mirada, imprescindible para actores y actrices

La mirada, imprescindible para actores y actrices

La vida de los actores y actrices es una montaña rusa en todos los sentidos. Estamos completamente seguros de que ellos y ellas viven momentos que, desde luego, son contrapuestos y que les conducen a la felicidad y a la tristeza extremas. Es un mundo duro el del cine, nadie lo puede negar y se ha hecho evidente desde que tenemos uso de razón. Y es que no todo es glamour y pasarelas en lo que tiene que ver con esta industria. Es necesario vencer los estereotipos en este sentido.

Decimos que la vida de los actores y actrices es una montaña rusa porque les vemos felices a la hora de recoger un premio que bien puede ser el reconocimiento a toda una trayectoria profesional, pero también nos enteramos de que muchos de ellos se sienten inseguros con su propio cuerpo y que a causa de ello suelen tener problemas mentales. Para solventarlos, muchos y muchas suelen ponerse en manos de la cirugía y sentirse de este modo mucho mejor consigo mismos, algo que realmente es importante para enfrentarse a su día a día y para seguir haciendo un buen trabajo.

Una de las zonas del cuerpo que los actores han tenido más en consideración para tratar de mejorar su imagen no ha sido otra que los ojos. Y es que el cine permite potenciar todas las virtudes que se derivan de éstos, pero también los posibles defectos que se pudieran ocasionar. Por eso la gente del cine vive en pendiente de su mirada. Y no es para menos. Si nos pusiéramos en su lugar, está claro que optaríamos por algo parecido. Es lo mejor para potenciar toda nuestra simpatía natural o nuestra elegancia.

Vamos a poner ejemplos de algunos actores que han optado por este tipo de asuntos para tratar de mejorar su aspecto. Uno de ellos es el archiconocido Sylvester Stallone, que es uno de los actores de referencia del panorama internacional. Jean-Claude Van Damme, otro de los grandes conocidos de esta industria, también decidió, en su día, apostar por lo mismo. Lo hicieron hace años, cuando todavía no existían las modernas técnicas de las que podemos hacer uso en los tiempos que corren. Ahora, la afluencia de actores y actrices a las clínicas es mayor a causa de los modernos tratamientos que se encuentran a disposición del público.

El cine es una de las industrias en cuyos integrantes más han decidido apostar por todo lo que tiene que ver con la cirugía. En concreto, por la cirugía ocular. Son muchos los casos que se han producido a este respecto a lo largo de los últimos años. Así nos lo han comentado los profesionales de Estética Ocular, una entidad especializada precisamente en asuntos como estos. Han sido esos mismos profesionales los que nos han dicho que, de un tiempo a esta parte, han crecido de un modo exponencial los actores y actrices que han solicitado presupuesto para tratarse y corregir lo que consideran pequeños defectos.

Una de las claves para el éxito de un actor

Los actores y actrices saben bien que necesitan tener una expresión potente en su rostro si quieren triunfar en un negocio como este. De lo contrario, es muy complicado que puedan conseguir ese objetivo y tratar de llegar hasta el corazón de su público. Y son ellos y ellas los primeros que saben que la mirada tiene una influencia tremenda sobre el resto de elementos que componen un rostro. De eso poca gente se atreve a dudar en los tiempos que corren.

De hecho, muchos de los directores de cine (al menos los españoles) suelen tener en cuenta factores como de los que venimos hablando para elegir a unos actores u otros para un determinado proyecto. No cabe la menor duda de que esto es determinante y que a todo el mundo le produce sensación una buena mirada. Pocas partes del cuerpo pueden hablar más y mejor de una persona que como lo hacen sus ojos. Aunque esta afirmación puede ser muy típica, lo cierto es que es una realidad evidente.

En el mundo del cine, todo cuenta. El físico es un factor diferencial en este mundo nos guste o no. Así que los actores estarán en muchas ocasiones supeditados a este tipo de cuestiones. ¿Que las características físicas de cada uno son azarosas? Cierto. ¿Que podemos hacer algo para corregir las que creamos conveniente? También. Y, de hecho, es algo que se lleva haciendo tiempo y que, con total seguridad, va a seguir produciéndose de cara a los tiempos que están por venir. El tiempo terminará por darnos toda la razón a este respecto.

Deja un comentario